Busca la entrada que más te guste:

sábado, 9 de enero de 2016

-Reseña- Prohibido.

Título: Prohibido.
Autora: Tabitha Suzuma.
Páginas: 384.
Editorial: Oz editorial.


Sinopsis:
«No podemos, si empezamos, ¿cómo vamos a pararlo?»Lochan y Maya de diecisiete años, siempre se han sentido más amigos que hermanos. Ante la incapacidad de una madre alcohólica y la ausencia de un padre que los abandonó, deben hacerse cargo de sus hermanos menores y esconder su situación a los servicios sociales.Esa responsabilidad les ha unido, tanto, que se han enamorado.Saben que su relación está mal y que no puede continuar, pero al mismo tiempo no pueden controlar sus emociones y la atracción les domina.Su amor es un amor prohibido, y si alguien descubre su secreto, no habrá un final feliz para ellos.


Opinión personal:

Este libro me llamó mucho la atención por ser la historia de amor entre dos hermanos. El incesto es un tema bastante tabú, y puede provocar dos reacciones: o muchísima curiosidad, o rechazo ante la idea de este tipo de amor.
Me lo he bebido, la verdad. Es un libro que a medida que iba leyéndolo despertaba sentimientos contradictorios en mí. Me he criado en una sociedad donde este tema es malo, tabú, enfermedad. Pero sin embargo me ha gustado tanto su historia que este sentimiento ha luchado contra el otro que me decía que lo que hacen los personajes no es bueno.
Lochan y Maya son dos de cinco hermanos. Su familia está desestructurada: tienen una madre alcohólica que pasa más tiempo con su pareja que con ellos, su padre los abandonó por otra familia y los protagonistas han tenido que crecer de golpe para llevar a toda la familia hacia adelante. Básicamente, se convierten en los padres de sus tres hermanos pequeños. 
La situación no es fácil, y tiene que luchar continuamente contra los contratiempos que la vida les va poniendo delante. Pero a pesar de todo lo malo, encuentran lo bueno el uno en el otro y se enamoran. 
Si te tienes hermanos y te paras a pensar te puede resultar un tanto asqueroso el tener una relación con él/ella, pero Lochan y Maya no se han visto nunca como solo hermanos, son amigos, amigos íntimos y eso va a más. 
Su peor enemigo es la ley, pues tener relaciones sexuales entre ellos es ilegal. Tienen que esconder su relación y sus sentimientos y tirar con sus vidas sin que nadie se percate de las miradas y los roces que buscan el uno en el otro, el amor tras sus ojos, y los besos furtivos cuando nadie mira.
Es un libro que me ha encantado, pero también ha sido bastante duro. Puede que no sea una relación convencional, pero sigue siendo amor, es una relación consentida, ¿y que mal le hacen a nadie? ¿Por qué no pueden estar juntos?
Después de todo lo que pasan, el final me parece arrollador. No lo esperaba, y no da muchas esperanzas. Creo que es más real de lo que pueda parecer y eso me entristece mucho.
Me ha abierto los ojos, me ha ello sentir cosas que con otro tipo de historia no habría sentido, te hace plantearte hasta qué punto los demás pueden decidir por ti, te abre la mente a otras posibilidades.
Un libro fantástico, con una escritura... La pluma de la autora es maravillosa. Tiene unas descripciones perfectas que te introducen en lo que ocurre, en los pensamientos de los personajes, a la perfección. Puedes sentir lo que ellos sienten en tu piel. Tiene una forma de escribir que embelesa. He marcado un millón de frases que me han encantado.
Un libro de 10. Se lo recomiendo a cualquiera.

Citas:
Puedes cerrar los ojos ante las cosas que no quieres ver, 
pero no puedes cerrar tu corazón a las cosas que no quieres sentir.

¿En qué momento decides que ya es suficiente?

Es un recordatorio de que aquellos momentos felices no son tan sólo producto de mi imaginación.

Avergonzarse de alguien que te importa es terrible, te corroe. Y si dejas que te afecte, si abandonas la lucha y te rindes, con el tiempo la vergüenza se convierte en odio.

Mi familia soy yo. Son mi vida. Sin ellos estoy solo en el mundo.

Con Dave finge que es joven de nuevo, libre de los obstáculos y responsabilidades de la maternidad. 
Nunca quiso crecer.

Se viste como una adolescente, se gasta todo el dinero en ropa y tratamientos de belleza, miente sobre su edad y bebe, bebe y bebe para olvidar que la juventud y la belleza ya están a sus espaldas, para olvidar que Dave no tiene intención de casarse con ella, para olvidar que al final del día no es más que una divorciada de cuarenta y cinco años atrapada en un trabajo que es un callejón sin salida y con cinco hijos no deseados.

Siempre ha sido mucho más que un hermano para mí. 
Es mi alma gemela, mí consuelo, la razón por la que me levanto cada mañana.

Gustarle a alguien siempre es agradable. Es agradable que te deseen. 
Incluso aunque sea la persona equivocada.

Con tan sólo cinco años ya ha conocido una de las lecciones más duras del mundo: 
que esta vida no es justa…

¿Cómo puede un amor como éste ser tachado de horrible 
si no le estamos haciendo daño a nadie?  
Me mira, los ojos reluciendo bajo la débil luz de la habitación.
 —No lo sé —susurra—. ¿Cómo algo tan malo puede hacernos sentir tan bien?

Total, si no puedo estar contigo ¿qué más me da una que otra?

El cuerpo humano necesita un flujo constante de alimento, oxígeno y amor para sobrevivir.

No podría negarle ese derecho: el derecho de cualquier ser humano a elegir la vida que quiera tener.

Mientras una persona no obligue a la otra supongo que cualquier amor es legítimo.

el mundo nos está castigando por una razón muy simple: nos ha engendrado la misma mujer.

Para mí es incesto consentido, para ellos es abuso sexual 
de un menor que pertenece a mi familia. 
Puede que ambas etiquetas sean correctas.

¿Realmente nuestro amor estaba destinado a causar 
tanta infelicidad, tanta destrucción y desesperanza? 
¿Resulta que estaba mal después de todo?



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada